Páginas vistas en total

domingo, 10 de agosto de 2014

De Mundos Separados

Las sórdidas palabras que retumban en mis oídos, casi camufladas en el tumulto de las voces. Ahora solo repito una y otra vez que esto acaba de empezar y e siento tan inútil en esta vía sin esperanza.
Estoy harto de ser solo el juguete que el niño apenas coge. Su voz fluye solo por interés y la mía por necesidad. Tan solo me siento como el pobre que no tiene aspiraciones, soy como el latón rodeado de plata. Me siento tan minúsculo que aveces pierdo la esperanza; somos de mundos tan diferentes, somos como el agua y el fuego. Parece que estás ciega para ver lo mas obvio y solo ves la presa indefensa. Tú que eres de grandes deseos y caprichos, yo soy el amo de la sencillez y la paciencia. Somos de mundos tan lejanos coincidiendo en el mismo sitio y estoy bajo el yugo de lo que no tengo, que parece una escalera para estar a tu altura.
Me siento vagabundo tocando sus penas en seis cuerdas en las que cada una guarda un recuerdo tuyo. Sin embargo no guardas pensamientos míos salvo para lo que te interesa.
Y ahora dejo estas palabras sabiendo que fueron escritas por tu propia pluma en manos de tu esclavo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario